fbpx

01/04/19 ¿Las ultimas de la temporada?

0

No se si esta sera ya la ultima de la temporada, pero si es así que manera de despedirla !!!!

La pesca jamas deja de sorprenderme – en esta ocasión como en muchas otras – tenia un break al mediodía, estaba en la zona de La Pampa pasando la localidad de Banderalo donde veo un espejo muy tentador que abarcaba ambas margenes de la ruta, pare, mire bien el panorama y me gusto, no tenia el tiempo ni de caminar ni de vadear.. tenia que pescar ahí cerca de la ruta.

La primer impresión al mirar de cerca el lugar fue de asombro, totalmente limpio, ni botellas, ni bolsas, latas.. nada de nada. Analizándolo, ésto podía significar dos cosas: A) la menos alentadora, que los lugareños no iban a pescar ahí por que no hay nada de nada o B) Habiendo tantos lugares (aclaro que cruce muchísimos charcos, solo pare en este por comodidad) sencillamente no iban ahí y tenia cero presión de pesca, escondiendo sorpresas.

Muy cerca del guardarrail, donde pesque, era toda una barranca de piedras puesta en forma artificial (a modo de contención), era incomodo y peligroso estar parado haciendo equilibrio entre rocas a mas de 45º de inclinación. Para evaluar con que señuelo empezaba, comence por ver la profundidad en la orilla donde empezaba el agua y era muy hondo, introduci la caña de 1,50m y no toque el fondo. Estaba fresco, unos 17º con bajas temperaturas también los días previos, con viento sur arriba de los 25km con ráfagas mas fuertes; con este panorama lo mas razonable seria una cuchara tuneada con anzuelo offset y gomas. Arranque con mi favorita: Gozio Lure soft negra.

 

No había prácticamente estructuras donde suponer que podrían estar, apenas unos pocos juncos asomaban a unos 10 m. Allí empecé los casteos dejando hundir el engaño y recogiéndolo muy despacio, fueron unos 30 minutos de cast y ya empezaba a pensar en la primera opción cuando analice el lugar hasta que siento una suave frenada…dejo inmediatamente de recoger, podría ser una piedra o algo del fondo, y ahí siento un muy leve tirón. Me dije “Aguanta.. aguanta!” y ya al segundo tirón – también muy suave – aplique una firme clavada. La respuesta del otro lado fue tremenda, supe al instante que era una bestia. En uno de los cabezazos casi me saca la caña de la mano. Por la gran profundidad y la falta de vegetación tienen toda la cancha para presentar batalla, y… que batalla me estaba dando!

En un salto veo que el offset estaba apenas del labio, de ahí los toques tan suaves, no estaba comiendo firme. Si la adrenalina estaba a tope, cuando vi ese cuadro me dio una sobredosis. Afloje dos veces la estrella durante la pelea para generar la menor tensión posible, me pareció eterno el momento hasta tenerla controlada y faltaban esos segundos mortales previos a ponerle el bogagrip donde el mínimo error cuesta caro. Cuando lo logre no salia de mi asombro, que hermoso ejemplar!.. sano, gordo y con un lomo tremendo, estaba en un éxtasis total, contuve los gritos. Ahí te das cuenta que todo cobra sentido, cada hora de viaje, cada peso gastado, cada minuto lejos de la familia, cada inclemencia del tiempo que padecemos.. todo por tenerte unos minutos del otro lado de la linea y después unos segundos en la mano inmortalizarte en una foto y de ahí derecho de nuevo al agua para verte ir bruscamente de un enérgico coletazo, dejándome felizmente mojado.

 

Me saque los anteojos y los seque, logre acomodarme nuevamente entre las piedras y trate de recordar el lugar exacto donde había arrojado el tiro que produjo el primer y único ataque hasta el momento. No creo en las casualidades, de seguro ahí había un pozon, o al revés, algún banco u otro accidente no visible. A los pocos casteos vuelvo a tener un tímido toque y repito la operatoria: frenar el señuelo, esperar un toque mas firme y ahí recién clavar, esta era bastante mas chica pero igualmente de sana y peleadora. Después vinieron muchas mas y muy grandes, algunas comiendo mas firme que otras, viniendo con todo el señuelo dentro de la boca.

Fueron tres horas que me dejaron una de las mejores pescas de Tarariras de mi vida. Datos técnicos: Después de las primeras capturas busque algún rincón con reparo y probé si podía clavar alguna bestia de estas de superficie pero nada. Probé con señuelos duros, Minnows y Crancks que lograran profundidad pero tampoco, ni un solo toque, es mas probé con distintas gomas y nada. Todavia mas, probé con la misma goma que me dio las capturas pero en otros colores y nada, todas pero todas las capturas,fueron con la Gozio Lure soft color negra, a veces no funciona otra cosa. Lindas incógnitas de esta cautivante actividad. Utilice caña Gozio xXx 8/14 lbs 5,6 pies, reel Quantum Energy 101 cargado con multifilamento de 30 lbs

PD: Donde no haya rastros humanos, o no hay nada o hay Monstruos que te dan la pesca de tu vida, vale la pena probar!

Gentileza de Walter Gastaldi Nota publicada en la Edición 69 de la Revista #Online #SentilaPesca #Abril2019

Sobre el Autor

Walter Gastaldi

Con la pesca metida en cada célula, prácticamente nací con una caña en la mano, mi Abuelo y mi Padre fueron empleados en la AAP y crecí ahí. Me gusta compartir y guardar todas las salidas de pesca deportiva , con datos de la actividad y resultados que le sean útiles a todos los aficionados !

Dejar un comentario