fbpx

06/01/20 La Segunda de Rosas, Lado B

1

Una de las sensaciones mas lindas que quedan después de visitar un lugar nuevo, es volverse y quedar con el limitador al corte por la excelente jornada vivida, ese ultimo tiro que te hace ir enojado por la calidad de ejemplares y la cantidad..

Esto me pasó al visitar “La Segunda de Rosas”, una laguna que tiene todos los condimentos: tarariras de todos tamaños, premios realmente interesantes, y lugares mágicos. Esos donde de repente te quedas inmóvil y envuelto en el sonido ambiente de la fauna del lugar, hasta parece que podes sentir los pasos de las hormigas a tus pies. Voy a definir esta nota como un casette: el “LADO A” me dejo colmado de expectativas y ahora quería escuchar desesperadamente el “LADO B”.

El Viernes nos cruzamos mensajes con Joaquin para ver como andaba y saludarlo por su cumpleaños. Todo derivó en venite mañana que te espero. Así fue que (si bien me dormí un rato de mas) el Sábado estábamos en la tranquera del campo listos para vivir el “LADO B” de este casette. Como les dije al comienzo, el Lado A (mi primera visita) me había dejado totalmente cargado de ganas de volver.

Llegamos, nos saludamos con los muchachos y sin perder mucho tiempo agarramos caña, cámara y nos cruzamos el morral para echar pie a las costas, antes de subirnos al bote y conocer el otro lado de los juncales. ¿Artificiales? Comenzamos simil a la vez anterior, todo superficie. Optamos primero por ranas anti enganche dado el sector que encaramos. A los dos tiros de Joaquin ya explotó la superficie, lo que me entusiasmó dejando en claro que la laguna se esta cuidando y los ejemplares están mas activos que nunca.

Los ataques no tardaron en llegar al pie de los juncales, mordida por acá… mordida por allá apenas caían los artificiales. A mitad de camino ya habían corridas y nados detrás de los señuelos hasta casi llegando a la costa. Así arrancamos, que día nos esperaba. Decidimos seguir camino al segundo lugar que teníamos en mente pero en ese trayecto Joaquín vio un movimiento que lo hizo frenar y lanzar una rana a ese hueco. Al segundo tiro atacó como un misil, era la primera grande del día. Foto y al agua para seguir camino.

 

Arribamos al segundo lugar. Aca teníamos posibilidad de probar alguno de media agua o hélice, pero como estaban tomado los soft y en superficie los resultados se siguieron dando. Llego el  momento de empezar a buscar los movimientos grandes. Juncales que se mueven, ataques a lo lejos y chasquidos que te hacen dar vuelta al instante. Joaco hizo un tiro cruzado a la voz de “Saco una grande y corto un rato” y “PLAFFFF”. La que habíamos visto mover de lejos se le plantó en la gambarrusa y el equipito de spinning gritaba a mas no poder. Una vez que se liberó asomó y en coro dijimos: “Noooo!”. Tremendo ejemplar que decía: “Muchachos…. acá estamos”.

Joaquin cumplió con su palabra y corto para descansar. Por el contrario Yo quería buscar mas de estas hermosas bestias. Fue el turno de darle chance a las aceitunas de “Payo Argentina” que empezaron a hacerlas mover. Erráticas a veces por el tamaño del artificial pero una tras otra empezaban a salir. De golpe veo un movimiento justo frente a mi que sale de un juncal. Era como una mancha negra pero que se separaba y se volvía a unir. Tarde unos segundos y entendí que se habían despertado las señoras dueñas del lugar. Ahí estaban, buscando poner orden. Al verlas un ratito note que andaban abajo y muy lentas por lo que opte por poner unas gomas, pero sin cuchara.

¿El motivo? Vi varios bichitos que cayeron de los juncos y ellas los tomaban al estilo trucha, solo sacaban el hocico. Mi idea fue simular algo que caía, que quedaba un ratito y empezaba a moverse. Así fue que las “Bass Master” de Payo en color blanco salieron a la cancha. Primer tiro, dejo que caiga la goma y despacito la muevo imitando un nado. Cambio a superficie y las “manchas” ni se movían. Cambie el color de goma a una verde y al primer tiro misma reacción, se acerca y la agarra lentamente. A esperar 1.. 2.. y muerde bien, ahí estaba la primera de las “grandes manchas” había sido engañada. Foto y al agua.

La opción B que tenia eran las curly frog de DonkB en un color rosa eléctrico. Tiro y misma reacción, misma mordida y salieron nuevamente las fotos con estos hermosos ejemplares. Decidí cortar, eran las 14 hs pasadas y el sol daba fuerte. Volví a la proveeduría, picamos un salame con queso junto a los chicos, nos hidratamos y salimos en el bote a ver las canchas detrás de los juncos. Un paisaje debajo del agua inexplicable, claridad 100% y una flora acuática que tapiza el fondo, sabíamos que debajo de esto estaban ellas.

De este lado lo que mas rinde es una cuchara con offset y goma. Turno nuevamente de las bass master blancas y verdes que las detonaron en 30 minutos, un pique tras otro a pesar de ser un lugar difícil. Pozos, bajos, claros y juncales, todo hace a las distintas opciones que nos da esta excelente laguna. De este cassette ya escuche los dos lados pero ahora me resta el Volumen 2 ¿Lo escuchamos en breve?

Gentileza de Martin Docampo de 100% Pesca | Nota publicada en la Revista Online #SentilaPesca del mes de #Enero2020

Sobre el Autor

Martin Docampo

Un pequeño gran espacio para compartir mis experiencias con los apasionados por la pesca deportiva.

1 comentario

Dejar un comentario